jueves, 20 de octubre de 2011

DARK BLOOD - RIVER PHOENIX







Dieciocho años después de su muerte por un ataque al corazón a la salida del Viper Room de Hollywood, se da a conocer la noticia de que el director holandés George Sluizer ha decidido finalizar el drama que rodaba el joven actor en 1993, ‘Dark Blood’. Tras el fallecimiento, Sluizer escondió el material que había filmado por miedo a que fuese destruido y ahora confiesa que lo ha remontado y que considera que, con algunos ajustes, podría presentar un montaje definitivo para que fuese estrenado el año próximo.

  
Uno de los ajustes podría consistir en añadir una voz en off, para cuyo trabajo Sluizer ha pensado en el hermano de River, Joaquin Phoenix, ya que el director, que se ha mantenido en contacto con la familia desde el fatídico suceso, asegura que “las voces de los dos hermanos se parecen muchísimo”. Supongo que, de llegar a hacerse, este añadido le aportaría a la película un halo de malditismo y de mito que le darían el empuje en taquilla que probablemente no habría adquirido de otra forma.
Sluizer es conocido principalmente por su aclamado largometraje ‘Desaparecida’ (‘Spoorloos’, 1988), del que él mismo dirigió el remake, titulado ‘Secuestrada’ (‘The Vanishing’, 1993), con Jeff Bridges, Kiefer Sutherland y Sandra Bullock. En 2002, rodó la adaptación de la novela de Saramago, ‘La balsa de piedra’ y, desde entonces, no hay créditos suyos como director en el IMDb.
 

  Con guion de Jim Barton, ‘Dark Blood’ nos presentaba a Phoenix como Boy, un viudo ermitaño, que espera el fin del mundo en una desértica planta de pruebas nucleares, mientras confecciona muñecos a los que otorga poderes mágicos en su imaginación. Una pareja de la jet-set hollywoodiense, interpretada por Judy Davis y Jonathan Pryce, llega en busca de refugio y el joven los socorre cuando su coche se avería en su viaje por el desierto. Más adelante, el protagonista los convertirá en sus prisioneros con la idea de comenzar un mundo mejor con la mujer. Rhonda Aldrich, T. Dan Hopkins y Karen Black contaban, asimismo, con papeles. La muerte de Phoenix sobrevino, como una broma macabra, el día de Halloween, 31 de octubre, de 1993, a once días de la finalización del rodaje. Los productores interpusieron una demanda ante la madre de River, ya que, al no haber declarado sus problemas con las drogas, les había dejado incompleta la producción. Pero el pleito no prosperó. 


Ahora, la productora holandesa Eyeworks ayudará a Sluizer a terminar la película y a lidiar con las cuestiones legales que rodeen el estreno. Uno de los resultados de estos asuntos sobre el derecho de explotación puede hacer necesario el cambio del título. Sluizer, que siempre ha poseído los derechos sobre el material, llegó a plantearse montar un documental sobre los últimos días del célebre intérprete. Con esa idea, extrajo unos cuantos fragmentos, que se pueden ver, con muy poca calidad, en YouTube o en la página del director. Aquí incluyo uno de ellos.

3 comentarios:

Einer dijo...

Estuve pensando en hacer una serie de posts sobre actores que que habían acabado mal por culpa de las drogas y cosas así, y uno de los favoritos para comentar era River, pero al final lo he desechado.

yosónico dijo...

Venga animate. Si encima son muertos -yonkis y pivones.... a lo mejor nos da pa hacer un piloto. The Yonkis dead.. o algo así.

Anónimo dijo...

Somebody essentially assist to make severely posts I
would state. This is the very first time I frequented your web page and so far?
I surprised with the research you made to make this particular put up
incredible. Wonderful activity!
My blog post :: know memes