miércoles, 21 de marzo de 2012

ETERNAL SUMMER


Esto es lo que se llama un Guilty Pleasure en toda regla: Trio amoroso, un gay de por medio, sufrimiento, indecisión, bla bla... Ellos se conocen desde pequeños, y el de la izquierda se enamora del otro. Ya mayores, aparece en medio la chunga de turna a joder la marrana. Se enamora del gay, pero claro... Se da cuenta que a él le va el pescao, y en un principio va de muy colega y tal pero se acaba ligando al otro (la muy cerda). Luego está el otro, que si no puede estar separado de ninguno y bla bla... Al final, cómo no, se acaba acostando con el colega porque se da cuenta que está coladito por él, y como siempre ha estado ahí acompañandolo, porque claro... Nunca tuvo amigos, excepto su fiel y querido Jonathan (ejem). Aunque es un topicazo a más no poder,  tenga a ratos unos diálogos amorosos muy trasnochados, y las escenas tontorronas vayan acompañadas de un piano meloso que es pa pegarse un tiro, la peli tiene un no sé qué que te acaba enganchando. La verdad es que no aburre para nada.

Advertencia: El final es tronchante.

No hay comentarios: