domingo, 1 de julio de 2012

DOMINGO, VERANO Y TRUE BLOOD


Ya llevamos tres semanas de True Blood y la serie está más ágil que nunca, de hecho, los años le van sentando cada vez mejor. Hace y dice lo que quiere y se sigue riendo de sí misma como de costumbre. Ahí radica todo su esplendor y poderío. Es mi mayor placer el sentarme a ver esta genialidad llena de brutal inteligencia y descaro todas las semanas, porque True Blood y parpadear no está relacionado. Una hora a la semana en la que mi mente se evapora totalmente. A propósito de sus cinco años, he hecho en mi otro blog una extensa galería de fotos para recordar buenos tiempos y a grandes personajes. Viva True Blood.

No hay comentarios: